martes, 29 de enero de 2013

LAS AURORAS


El nombre proviene de la deidad romana Aurora que personifica el amanecer, hermana del Sol y de la Luna. Las auroras según su localización son boreales Polo Norte y australes en el Polo Sur
Pero ¿cómo se producen?
Continuamente  desde el Sol llegan vientos cargados de partículas que  se dispersan por la órbita terrestre en su viaje hacia los confines del Sistema Solar. Pero cuando la actividad solar es mayor, las violentas fulguraciones y eyecciones de masa coronal se incrementan la cantidad de materia transportada por el viento solar. Y es cuando la intensidad de las auroras se hace mayor  siendo  visibles incluso en las zonas ecuatoriales. Las partículas cargadas con iones están compuestas principalmente  de protones y electrones y tardan en llegar a la Tierra de 60 a 139 horas.
 La radiación de partículas procedentes del Sol son desviadas por el campo magnético terrestre, al ser concentradas en cada uno de los polos magnéticos en una zona de forma anular, entran en colisión con los  componentes del aire que excitados emitirán luz
Dependiendo de la composición de los elementos con los que reacciona pueden ser de varios colores, los elementos que más reaccionan emitiendo luz son el oxígeno y el nitrógeno.
La excitación del átomo de oxígeno dará un color verde y amarillo a la aurora, mientras que el átomo de nitrógeno produce un color violáceo y azul, de la excitación del oxígeno molecular resultará el color rojo, aunque el color más habitual suele ser el verde.
La actividad máxima de las auroras polares es máxima en otoño y primavera hacia la media noche (hora local)
Se suelen formar en anillos irregulares de entre 65 y 75 grados de latitud, las llamadas zonas aurorales.
 Los lugares más habituales de las auroras boreales (hemisferio norte) son Groelandia, Alaska, Laponia, y las auroras australes en la Antártida. Aunque como hemos escrito antes en periodos de intensa actividad del Sol, estas espectaculares luminiscencias pueden llegar a verse en latitudes más bajas donde raramente se suelen ver.



Vídeo creado por forskning.no  en colaboración con el departamento de Física de la Universidad de Oslo
Explican cómo las partículas originadas en el núcleo del Sol llegan a la Tierra y originan las auroras 


Auroras australes o Luces del Sur, están más localizadas en la Antártida y en las islas que la circundan, pudiéndo llegar a verse en ocasiones en el sur de Australia, Tasmania y sur de Nueva Zelanda

Auroras australes | ESA.INT

Imágen de aurora austral tomada por el científico Alexander Kumar y
 por su compañero Erick Bondoux a un kilómetro de Estación Concordia

Las auroras también se dan en otros planetas del Sistema Solar como Júpiter y Saturno que tienen campos magnéticos más fuertes que el nuestro, además de en Urano Neptuno y Mercurio, y una observación detectada por l nave Mars Express enviaron imágenes de auroras de Marte aunque carezca de campos magnético parecido al de la Tierra si porsee campos localizados y asociados en su corteza que permiten que se produzca este fenómeno.

Las auroras boreales  llamadas también Luces del Norte, son las más conocidas por nosotros y de las que anteriormente hemos hablado anteriormente, os dejo unas espectaculares fotografías de nuestro compañero
 Pedro A. Pérez Conesa.

Podéis apreciar la formación de las auroras de forma casi vertical para ir poco a poco transformándose en una espectacular cortina de color verde.

También, como nos comentó Pedro se pueden observar la Osa Mayor y las Pléyades en algunas de las imágenes tomadas en Islandia 

AURORAS BOREALES FOTOGRAFÍAS DE PEDRO ANICETO PÉREZ CONESA


                                                    ISLANDIA                        camera.gif (3847 bytes)


Pedro A. Pérez Conesa


Pedro A. Pérez Conesa


Pedro A. Pérez Conesa


Pedro A. Pérez Conesa

Pedro A. Pérez Conesa


Pedro A. Pérez Conesa



No hay comentarios:

Publicar un comentario